Menú – llega el frío

Llega el frío y necesitamos alimentos que nos den calor interno. El cuerpo viene de los excesos de veranos, de los helados, de los refrescos, de comer desordenadamente. El otoño es época de recoger, de cosechar, de guardar provisiones para el frío invierno.
Estamos en una estación de cambio, una estación para centrarse, para relajarse.
El color por excelencia es el naranja (calabazas, zanahorias, naranjas, mandarinas, también de manzanas, frutos del bosque…) también de los alimentos dulces.
Hay que salir al monte a recoger los productos de otoño, todavía hay moras, arándanos, avellanas, castañas, manzanas, nueces…es un buen plan para ir con los niños.relajarse, respirar, pasear, hacer alguna foto…
Hay que empezar a cocinar los alimentos, cocciones más largas, salteados, cocidos, asados…

Nosotros en casa comemos cocidos todos los días, caldos de verduras o de legumbres, sopa de miso, cremas calentitas. Los batidos verdes van quedando atrás, los alimentos crudos enfrían, así que los voy reservando para esos días que el cuerpo te pide algo fresquito.

En la cultura china, en la macrobiótica, el otoño está ligado al Elemento tierra y cada elemento se une a los órganos de nuestro cuerpo. Así que en el otoño es bueno poner en cura nuestro estómago, nuestro bazo y nuestro páncreas.
Es la estación apropiada para equilibrarlos, para empezar un estilo de vida saludable.

Mis legumbres de hoy, los garbanzos, para mi para mi familia garbanzos con su compango y verduritas. Podíamos comer lo mismo? Claro que sí, los niños necesitan más proteínas que los adultos, pero echando ingredientes sanos, ecológico y nutritivos pueden comer perfectamente proteína animal.
De postre yogur de coco con granos y frutos rojos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *